Tratamiento de Toxinas Energéticas

 

“Olfatear una hermosa flor, tocar la suave panza de un gato, abrazar un cachorro, comer una comida deliciosa… todas estas cosas están ahí para ser disfrutadas”…
…pero muchas personas que son reactivas, no pueden disfrutarlo !

 Esto se presenta debido a una reacción a las Toxinas Energéticas a las que la persona es reactiva. Estas Toxinas pueden ser alimenticias, ambientales o medicamentosas y resultan como alérgenos en una persona cuyo Sistema Energético no está en equilibrio.

Cualquier síntoma puede ser debido a sensibilidad a los Alimentos o al Medio Ambiente

La Dra. Rue Haas dice que la mayoría de las reacciones a alimentos toman tres formas diferentes y en todas estas, los síntomas toman más tiempo en hacerse obvios.
La forma más común a la sensibilidad se llama reacción retardada a la comida y puede tomar hasta tres días para ocurrir.
El primer síntoma de una reacción alérgica a los alimentos es la SED

Dice el Dr. Atkins que los alimentos a los que más comemos y que más nos cuesta dejar  son aquellos que mayor porcentaje tienen de ser tóxicos para nosotros  y ante los cuales seríamos más reactivos

La Dra. Nambudripad nos dice que para la persona alérgica, la sustancia alergizante (alérgeno), es percibida por el cerebro como una amenaza para el equilibrio del cuerpo, y así pues su bienestar.
Por eso, según nuestro enfoque, una alergia se define según la manera que una sustancia dada puede afectar los flujos de energía del cuerpo.

Cuando uno entra en contacto con un alérgeno, éste acarrea bloqueos en las vías de energía llamadas “meridianos”. De esto resulta una perturbación de los flujos normales de energía, a través de los “circuitos eléctricos” del cuerpo.

Entonces, los bloqueos de energía son susceptibles de provocar interferencias en la comunicación entre el cerebro y las diferentes partes del organismo, vía el sistema nervioso.
Esta perturbación en el flujo de energía es la primera etapa de una cadena de acontecimientos que pueden transformarse en una reacción alérgica.
En consecuencia, las alergias son el resultado de desequilibrios de energía dentro del cuerpo, que engendran un estado de salud debilitado, pudiendo afectar a uno o varios sistemas y órganos.

Los alimentos que nuestro cerebro lee como tóxicos, invierten la Polaridad Energética, cambian el Ph y alteran el Sistema Nervioso Autónomo.

Tras la ingesta o exposición a estas sustancias tóxicas, las primeras señales de intoxicación pueden ser:

Golpe de fatiga
Sed
Irritabilidad
Cansancio extremo
Retención de líquido
Enrojecimiento de orejas
Indigestión. (Gases, Inflamación Intestinal)

Por suerte existen técnicas que ayudan a liberar los bloqueos que impiden disfrutar estos placeres sin que las personas sensibles a estas toxinas, tengan estornudos, sarpullido, hinchazón, ojos rojos o flujo nasal.

Las Toxinas Energéticas pueden reducir en forma considerable el éxito de un trabajo con Terapias Energéticas y también pueden desbaratar una cura también en el Campo de la Medicina.
Más allá de interferir en un tratamiento médico o terapéutico, está además el sufrimiento de la persona, por el estado en que la situación lo pone.

Pocos Terapeutas saben que la mayoría de las ALERGIAS provienen de Toxinas Energéticas y Microorganismos que pueden desensibilizarse con estas Técnicas.

Gracias al Tratamiento de Desensibilización de Toxinas Energéticas, las personas tratadas se han recuperado en más de un 90%.

Este Tratamiento de Desensibilización de Toxinas Energéticas se ha manifestado de gran utilidad, cuando una persona debe enfrentarse a una quimioterapia.

Generalmente, un tratamiento de Quimioterapia produce reacciónes adversas en el organismo. debido a que la mayoría de las sustancias inyectadas pueden ser Toxinas Energéticas para el paciente.

Un Tratamiento de Desensibilización de Toxinas Energéticas antes y después de cada aplicación de Quimioterapia, evita que el paciente sienta nauseas, tenga reacciones hepáticas y, sobre todo, pierda el cabello. También se ha visto que la recuperación del paciente es mucho más efectiva y breve cuando acompaña la Quimioterapia con un Tratamiento de Desensibilización de Toxinas Energéticas.
Esto se ha comprobado en cientos de casos que fueron tratados con las Técnicas que desensibilizan las Toxinas Energéticas.

Por último, cabe destacar que desensibilizar no es lo mismo que desintoxicar.
Desensibilizar es Invertir la Polaridad y Estabilizar el PH. Al desensibilizar logramos interrumpir la reacción inadecuada que manifiesta el cerebro contra la sustancia. En cambio, al desintoxicar limpiamos el organismo de toxinas (impurezas).

NOTA: Susana Fernández Monsor – Terapeuta Holística

No se admiten más comentarios